«No sólo son las lágrimas, también es el daño causado y el saber disculparse. No es sólo la ausencia, también son tus recuerdos que duelen... No sólo son mis ganas de amarte, también es mi miedo a perderte. Por eso no se trata de hacerle la guerra al amor, sino de saber buscar soluciones y firmar una tregua entre nuestros labios y una paz entre nuestros cuerpos. Tampoco es buscar defectos, sino descubrir cualidades en el otro. No es simplemente alimentar miedos con celos, sino apaciguar las dudas con caricias y palabras cálidas. No es sólo cumplir los sueños, es llegar juntos a la meta...  Además no es sólo levantarse, es saber aprender de esas caídas y volver a nuestro amor más fuerte. Porque no sólo es amarnos, es contemplar una vida juntos, tomados de la mano siempre.»

jacromeo notes

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado